MÁS NOTICIAS

Hay Que Abrigarse

Hay Que Abrigarse
Con fecha 28 de abril de 1889 se lidiaron en Madrid seis toros de la legendaria divisa de Palha que fueron estoqueados por “Lagartijo”
y “Frascuelo”. Toros de mucha romana y mucho poder, amén de muchos pitones, que aguantaron cincuenta varas, dieron veintidós caídas y dejaron doce caballos para el arrastre. En la enfermería hubieron de ingresar Rafael Bejarano, “Torerito” y Saturnino Frutos, “Ojitos”, por lo que Juan Molina, hermano de “Lagartijo”, hubo de bregar con todos los toros como un león, hasta el punto de que gracias a él pudo echarse fuera la terrorífica corrida.
Pese a tratarse de un espléndido día de primavera, Rafael y Salvador, empapados de sudor, se envolvieron bien en sus capotes de seda,
y como Juan Molina lo llevara plegado en el brazo, fue advertido por “Frascuelo” al tomar el coche, diciéndole:
—Abrígate, Juan, que has “sudao” mucho. “Mía” que nos jases mucha farta pa estas batallas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

Te gusta esta tauroweb? Síguenos!

RSS
Síguenos por Email
A %d blogueros les gusta esto: