30 noviembre 2020

.

Los niños de la Gabriela

VÍDEO

 

La Gabriela, vela, vela
la Gabriela, vela, va,
sentadita en la cancela
se ha quedado adormilá.
El abanico, hasta el suelo,
de su mano se cayó,
y en la plata de su pelo
un jazmin se deshojó.
Y entre, despierta y dormía,
la besa un rayo de sol
que viene de la corría.
 
Rafael esta en El Puerto
Fernando se fue a Jerez,
los dos hermanos, por cierto,
con toros de Guadalest.
Pero tengo un cuchillito
que me ronda la cintura;
en Córdoba, Joselito
con seis toros de Miura.
La madre está duermevela,
son tres clavos de amargura
los niños de la Gabriela.
 
La Gabriela, vela, vela
la Gabriela, vela, va,
a través de la cancela
la han echao El Liberal.
Y se despierta cobarde
con un válgame Undibé,
pega un suspiro la tarde
ay, quién supiera de él.
Y entre temblando y risueña,
con el papel del revés
va mirando la reseña.
 
Rafael esta en El Puerto
Fernando se fué a Jerez,
los dos hermanos, por cierto,
con toros de Guadalest.
Pero tengo un cuchillito
que me ronda la cintura;
en Córdoba, Joselito
con seis toros de Miura.
La madre está duermevela,
son tres clavos de amargura
los niños de la Gabriela.
A %d blogueros les gusta esto: