MÁS NOTICIAS

MANUEL GONZALEZ BUZÓN “RERRE”

Matador de toros español, nacido en Carmona (Sevilla) el 1 de julio de 1880, y fallecido en la capital hispalense el 24 de agosto de 1961. En el planeta de los toros es conocido por el sobrenombre de “Rerre”.

Aficionado desde muy temprana edad al mundillo taurino, apenas era un chaval cuando se lanzó a torear como maletilla por cuantas tientas y capeas quedaban a su alcance, con lo que fue curtiéndose en el oficio y dándose tímidamente a conocer en su ámbito regional. Poco a poco, consiguió que los taurinos profesionales de su entorno lo anunciaran en varias novilladas; pero no logró hacer su presentación oficial como novillero en una plaza de primera hasta que no hubo alcanzado los veinte años de edad.

En efecto, tuvo lugar esta presentación el día 26 de agosto de 1900, en las arenas de la Real Maestranza de Caballería de Sevilla, donde el joven Manuel González Buzón consiguió que empezara a sonar entre los aficionados de postín el remoquete de “Rerre”. Tras foguearse durante otro año más en la lidia de novillos por diferentes cosos meridionales, el día 15 de mayo de la temporada siguiente pisó, por fin, la arena madrileña, dispuesto a presentar sus credenciales de novillero ante la primera afición del mundo, y acompañado en este prometedor paseíllo por los jóvenes aprendices “Chicuelo” y “Camisero”.

Aún tuvieron que transcurrir otras tres largas campañas hasta que Manuel González Buzón consiguiera dar el salto definitivo para colocar su nombre en el listado de los matadores de reses bravas. Tuvo lugar la ceremonia de su alternativa en las arenas de la plaza de toros de Córdoba, el día 29 de septiembre de 1904, fecha en la que “Rerre” compareció en el ruedo acompañado por su padrino, el espada cordobés Antonio de Dios (“Conejito”). El toro de la alternativa, que atendía a la voz de Famoso, era un morlaco negro criado en las dehesas de González Nandín.

Ya desde aquella tarde dio claras muestras el toricantano de ser un torero poco dotado de sentido artístico, poco dado a la alegría del alarde estético, pero muy eficaz en el manejo del percal y la franela. Además, a su sobria facilidad en el trasteo de los engaños sumaba su enorme decisión y acierto a la hora de ejecutar la suerte suprema, lo que le permitía cobrar algunas estocadas que, por sí solas, bastaban para justificar su actuación durante toda una tarde.

Esta línea profesional mantuvo Manuel González Buzón (“Rerre”) durante tres temporadas, toreando en diferentes plazas de provincia pero sin lograr que le ofrecieran una oportunidad para confirmar en Madrid su título de doctor en Tauromaquia. Finalmente, el 29 de junio de 1907 compareció de nuevo en la arena de la Villa y Corte, esta vez dispuesto a confirmar la alternativa de manos de su padrino, el coletudo sevillano Francisco Bonar y Casado(“Bonarillo”). El confirmante justificó su pertenencia al escalafón superior de los matadores de toros dando lidia y muerte a estoque a un morlaco llamado Conde, retinto y aldinegro, que había pastado en las dehesas de don Eloy Clairac.

Fuente: Texto extraído de http://www.mcnbiografias.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

Te gusta esta tauroweb? Síguenos!

RSS
Síguenos por Email
A %d blogueros les gusta esto: