MÁS NOTICIAS

46 años sin Antonio Bienvenida, figura clave del toreo

46 años sin Antonio Bienvenida

Publicado en MundoToro en 2015

El toreo recuerda hoy a unos de sus grandes. Un 7 de octubre, de 1975, hace hoy 40 años, fallecía el maestro Antonio Bienvenida. El deceso se producía como consecuencia del fuerte y absolutamente desafortunado golpe sufrido al ser prendido por una becerra, ‘Conocida’, de Amelia Pérez-Tabernero.

Su historia comenzó el 25 de junio de 1922, en la localidad venezolana de Caracas, desde donde se desplazaría pronto su familia hacia Sevilla y, más tarde a Madrid, ciudad clave en su vida. Hijo del mítico ‘Papa Negro’ y hermano de una amplia lista de toreros, Antonio Bienvenida pronto comenzaría a destacar delante de los animales, por lo que rápidamente se hizo un nombre entre los aspirantes en el toreo de los años 30. Con la Guerra Civil entre medias, su eclosión llegó a partir de 1941, cuando triunfó en Madrid aún de novillero con el utrero ‘Naranjito’, de Antonio Pérez, en la conocida faena de los ‘tres pases cambiados‘. Ello le situó para una alternativa que llegaría un año después en el mismo escenario, con toros de Miura y de manos de su hermano Pepe.

antonio-bienvenida-madrid-las-ventas-desmonterado-511
Antonio Bienvenida, en Madrid I ARCHIVOlinea-punteada-firma1

Entre sus muchos triunfos en sus primeros años, Madrid siempre como gran eje de sus temporadas, fue en los 50 cuando logró su mejor y más continuada etapa en lo que fue una carrera muy extensa de matador. No dejaría el estatus de figura máxima bien ganado hasta que en 1966 decide retirarse de los ruedos tras una encerrona en Las Ventas. No obstante, no se ‘quitó’ del todo, pues siguió anunciándose en festivales hasta su reaparición en 1971: como escenario -de nuevo- Las Ventas. Así hasta 1974, cuando cerró definitivamente su carrera profesional en activo, en concreto el 5 de octubre, en el madrileño coso de Vista Alegre.

Los más de 1.600 toros estoqueados en 775 corridas y las 11 Puertas Grandes de Las Ventas -tercer torero con más éxitos- explican su trascendencia en la historia del toreo. Lo hace también su implicación y generosa contribución en causas benéficas, pues organizó y/o participó en muchos festejos de forma altruista con fines sociales.

Admirado y seguido por sus coetáneos y no menos admirado por sus sucesores a través del vídeo y la fotografía, la torería de Antonio Bienvenida no se olvida. Su figura, hecha escultura, se levanta torera en la explanada de su plaza venteña.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error

Te gusta esta tauroweb? Síguenos!

RSS
Síguenos por Email
A %d blogueros les gusta esto: